Cada material cuenta con unas particularidades y características bien distintas y algunos de ellos cuentan con ventajas únicas, por eso hoy queremos hablarte de las ventanas de PVC, ya que son la opción más aislante que puedes encontrar actualmente en el mercado, tanto a nivel térmico como a nivel acústico.

¿Por qué elegir las ventanas de PVC?

Con este tipo de ventanas vas a conseguir una gran insonorización, ya que si combinas un buen perfil de PVC con unos cristales de altas prestaciones podrás garantizar un gran aislamiento acústico. Además, también ganarás en eficiencia energética, porque una de las ventajas de las ventanas de PVC es que no dejan que se filtre el frío ni el calor del exterior, aumentando el confort térmico y reduciendo el consumo de energía de tus sistemas de climatización. Es un tipo de ventanas que ahorra hasta un 70% de energía más que otros materiales, siendo la opción más eficiente y sostenible en este sentido, según un estudio del IDEA, Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía.

Conseguirás también que tu hogar sea más seguro, porque son ventanas herméticas y resistentes que permiten luchar contra intentos de robo de una forma mucho más eficiente que otro tipo de ventanas sin protección.

Y si hablamos de sostenibilidad, las ventanas de PVC son completamente reciclables, lo que quiere decir que no se gastarán recursos, energía ni tiempo innecesariamente para la primera extracción, porque mediante la reutilización se conservan todas sus prestaciones y cualidades. En cualquier caso, requiere de pocos recursos para su fabricación y proviene en un 57% de la sal común. Es un material difícilmente inflamable y por tanto es una de las opciones más seguras si se produjese un incendio en tu vivienda.

En cuanto al mantenimiento también cuentan con ventajas, porque es mínimo, con solo limpiarlas con un paño suave y un jabón neutro o detergente común podrás asegurar un buen funcionamiento y estética durante muchos años.

Las ventanas de PVC tienen una larga vida útil, de hasta 50 años y, además, los perfiles no se ven afectados por ambientes salinos, de modo que también son recomendables para aquellas viviendas que se encuentren en primera línea de playa, porque son ventanas que no se verán afectadas por la corrosión.

Las ventanas de PVC presentan un bajo índice de conductividad térmica, ya que es un elemento aislante por naturaleza, lo que aporta grandes ventajas.

Puedes ponerte en contacto con nosotros de diferentes maneras, rellenando el formulario de contacto con tus datos y el motivo de tu consulta, enviando un correo electrónico a info@hermeticline.es o bien llamando al 93 717 27 29. Estaremos encantados de atender tu consulta y de ofrecerte las mejores soluciones para proteger y aislar tu vivienda.